21.7 C
Mendoza
martes, marzo 5, 2024

Marcos Calvente, el intendente electo de Guaymallén, comparte su visión de una gestión moderna

En una entrevista exclusiva con Diario Los Andes, Marcos Calvente, el intendente electo de Guaymallén por Cambia Mendoza, reveló sus planes para su futura gestión municipal. Tras una cómoda victoria en septiembre, Calvente se prepara para suceder a Marcelino Iglesias como intendente en el departamento más poblado de Mendoza.

Calvente expresó su compromiso de convertir a Guaymallén en la gestión municipal más moderna y eficiente. Su enfoque no se limita a la digitalización, sino que también aborda la revisión de los procedimientos administrativos obsoletos y la actualización de las ordenanzas que datan de hace décadas. El objetivo es simplificar y acortar los procesos, aprovechando la tecnología para lograr una mayor eficiencia y transparencia en la administración pública.

En cuanto al ordenamiento territorial, Calvente destacó su plan para urbanizar áreas vacías en la zona urbana del municipio, aprovechando la infraestructura existente, como agua, cloacas, gas y electricidad. También mencionó la posibilidad de promover el crecimiento en altura en ciertas zonas, como el área cercana al Parque del Acceso Este, con el objetivo de crear un distrito de estudiantes.

Para agilizar la aprobación de obras privadas, el futuro intendente anunció la colaboración con municipios del área metropolitana y el Ministerio de Infraestructura en la creación de un Código de Construcciones unificado. Este enfoque busca homogeneizar los procedimientos en toda la región y garantizar que los trámites sean expeditos y eficientes, evitando que los emprendedores se trasladen a otras jurisdicciones debido a regulaciones dispares.

En relación al tránsito, Calvente presentó un ambicioso plan para mejorar la circulación en Guaymallén, que incluye la resolución de conflictos en el Acceso Este y la creación de dos nuevos cruces. Estos cruces podrían ser a nivel o elevados, proporcionando soluciones económicas y seguras para una zona con alta siniestralidad.

No obstante, el intendente electo reconoció que la financiación de estas obras requerirá la cooperación de la Provincia o incluso de la Nación, debido a la jurisdicción del Acceso Este. Además, mencionó la gestión de obras hidráulicas, como el Canal Pescara, que dependen de la colaboración con el Gobierno Nacional.

Uno de los desafíos más importantes que Calvente mencionó es la pérdida de 615 millones de pesos en la redistribución de la coparticipación, junto con el impacto negativo de las modificaciones en el impuesto a las Ganancias. A pesar de su desacuerdo, el intendente electo busca un diálogo constructivo con la Provincia para mitigar las consecuencias financieras en el presupuesto municipal.

Finalmente, Calvente habló sobre la Vendimia departamental, asegurando que la fiesta volverá a su forma tradicional. Sin embargo, dejó la puerta abierta para discutir posibles cambios en el método de elección de la reina, sujeto a asesoramiento jurídico.

Marcos Calvente se prepara para asumir la intendencia de Guaymallén con un enfoque en la modernización, la eficiencia y la mejora de la calidad de vida de los ciudadanos. Sus planes abarcan desde la simplificación de trámites administrativos hasta soluciones viales y la gestión de recursos financieros en un contexto de desafíos presupuestarios. Los próximos meses serán clave para la implementación de sus propuestas y la materialización de su visión para el municipio de Guaymallén.