21.7 C
Mendoza
martes, marzo 5, 2024

García Zalazar al Post: «Cornejo garantiza el liderazgo de Mendoza»

Tadeo García Zalazar es optimista sobre el resultado del 24 de setiembre en las elecciones a gobernador. Afirma que hay una tendencia preferente a favor de Alfredo Cornejo, pero dice que el partido aún hay que jugarlo.

A cargo de la campaña de Cambia Mendoza, García Zalazar habló con el Post de los temas que se vienen en caso de que el oficialismo logre obtener un tercer mandato consecutivo: la agenda nacional, la nueva relación en Cuyo con tres gobernadores del mismo signo político, las necesidades de Mendoza y de como proyectarla hacia el futuro.

También se refirió al batacazo de Javier Milei y a las causas que precipitaron la ruptura de Omar De Marchi.

¿Cómo están los números? Hay muchas encuestas dando vueltas, muchas especulaciones ¿Cuál es el panorama que tienen ustedes?

Las encuestas son una foto de un momento dado y ninguna elección está ganada de antemano. Dicho esto, las encuestadoras que habitualmente realizan encuestas para Cambia Mendoza nos dan una tendencia favorable.

Se refuerza la tendencia de la primaria provincial y todo indica que en las elecciones primarias de agosto a presidente la gente votó una categoría con un criterio, con una forma de votar, con un mensaje, y que después, en las elecciones provinciales vota de otra manera, con la oferta local, como quedó demostrado en Santa Fe, en San Luis, en San Juan y en las municipales también.

Nosotros somos optimistas. Yo personalmente lo he acompañado a Alfredo (Cornejo) a muchas de las recorridas, charlas y encuentros que ha tenido con jóvenes, con docentes, con empresarios, con jubilados, con comerciantes, y tenemos una recepción favorable, y me parece que eso marca una tendencia optimista para Cambia Mendoza.

¿En qué cosas o aspectos detectan una recepción favorable?

Son unas cosas que han sucedido en los últimos años de la gestión que se valoran, son un un conjunto de cosas, Nos ha tocado ir a muchas asociaciones, cámaras empresariales, cámaras sectoriales, donde se valoran las transformaciones paulatinas, se reconoce que se ha hecho un buen trabajo con muchos temas en la Provincia. Y después, en la calle, en el uno a uno, la gente tiene buena afinidad con Cornejo.

¿Qué valoran?

La gente reconoce, por ejemplo, que el sistema sanitario de Mendoza funcionó muy bien en la época de pandemia. Entonces, por un lado, es el vaso medio lleno y a la vez, ver también que hay cosas que faltan y por eso nos vamos a concentrar en los últimos días de campaña, con mucha propuesta, mucha acción concreta del liderazgo que tiene que recuperar Mendoza en la región.

Dentro de unos días es casi seguro que van a estar visitando Mendoza los gobernadores electos de San Juan, de San Luis y de Santa Fe también.

La visita va a servir para empezar a coordinar una serie de acciones conjuntas que tienen que ver con la fuerza que tienen que tener las economías regionales y el interior del país, con una federalización de la política en el mapa nacional, y ahí Mendoza, con Alfredo Cornejo a la cabeza, va a tener un liderazgo muy muy importante.

Claro, es que ahora van a tener gobernadores vecinos políticamente afines que no es un detalle menor. ¿Por qué crees que Mendoza ha perdido ese liderazgo regional?

Creo que la Argentina perdió el liderazgo del Interior contra el centro de Buenos Aires y el AMBA (Área Metropolitana de Buenos Aires). El primer y segundo cordón del conurbano bonaerense se comió la política, se comió la billetera, o la caja de la política en la asignación discrecional de fondos y ahí perdió Mendoza, pero no solo Mendoza, perdieron casi todas las provincias del interior y eso se ven los resultados.

Lo vemos también en materia de inversión de infraestructura, de obra pública, de viviendas, de caminos, en la desatención que tiene el gobierno nacional con temas sensibles, como, por ejemplo, el paso Cristo Redentor que es el paso internacional más importante de la Argentina y que está prácticamente a la deriva del gobierno nacional.

Nosotros, particularmente los municipios, estamos hace meses intentando mover algunos expedientes, algunos trámites que tenemos en organismos nacionales y directamente no hay quien atiende el teléfono, literalmente.

No solo hay una desatención del interior sino una impresionante retirada de la actual gestión del gobierno nacional en todos los ministerios. Todo esto complica al interior y a Mendoza, y volviendo a tu pregunta, creo que lo que nos garantiza Alfredo Cornejo, es que sea quien sea el próximo presidente, él va a poner buena parte de su esfuerzo en ese liderazgo regional, que es para que le vaya bien a un Interior con economías regionales muy productivas, de alta concentración, digo alta concentración para Argentina, de alta concentración de empleo privado con respecto al empleo público.

Me refiero al Interior productivo que se mueve en Córdoba, Santa Fe, San Luis, en Neuquén con Vaca Muerta, en San Juan con el vino y la minería, en Jujuy y Tucumán con la caña, el azúcar, el tabaco, ahora con el litio y el turismo. O sea, hay un montón de economías regionales que están relegadas por el gobierno nacional.

Me parece que ahí Cornejo puede hacer un muy buen trabajo, liderar el desarrollo de ese Interior del país, poner una agenda más federal, si se quiere de temas, y tener una agenda federal implica que después haya recursos, que es lo que nos ha faltado estos últimos años.

¿O sea, lo que ha faltado es plata?

Plata y decisión política en algunas cosas, pero básicamente recursos, Y después decisiones políticas que han perjudicado a Mendoza, como, por ejemplo, los acuerdos del Consejo Federal de Educación donde los ministros de Educación de las provincias no peronistas son la minoría y esos acuerdos terminan perjudicando a Mendoza o al sistema educativo de Mendoza o al salario docente de Mendoza.

¿Por ejemplo?

Por ejemplo, las paritarias nacionales, donde hay una garantía de un piso mínimo, lo que hace que se achata la pirámide salarial de Mendoza y hace que un maestro que recién ingresa cobra lo mismo que un maestro que lleva diez años de ejercicio en la docencia. Eso se lo debemos a un acuerdo del Consejo Federal de Educación

¿Pero si subís la base de los recién ingresados no debería subir la de los que están más arriba?

El problema es con los recursos que no llegan para otras cosas. Mendoza recibió plata para cuatro escuelas y acá al lado, en San Juan y San Luis recibieron para 20 nuevos edificios escolares.

La inversión en educación implica sueldos, infraestructura, servicio educativo. En Godoy Cruz las computadoras para el colegio primario las financia el municipio, no las financia ni el Ministerio ni la DGE.

Y eso es porque hay un Estado Nacional ausente que debería estar financiando tecnología, inversión educativa, que tiene para prestar servicios como hacen otras provincias, por ejemplo, que tienen internet satelital con ARSAT y no se está haciendo en Mendoza, y ahí donde nos relegan y el ciudadano de Mendoza, los jóvenes Mendoza, los niños de Mendoza comparado con lo que reciben otras provincias están muy relegados.

¿Cuáles son los ejes que está pensando Cambia Mendoza si llega a tener otro período de gobierno? A mí me da la impresión, en general, que falta decir que se hace con Mendoza para los próximos 50 años. Falta un proyecto hacia adelante.

Creo que el horizonte es mucho más cercano, el horizonte tiene que ser primero con un plan claro a 2030 y después con lo que pasa en los próximos 20 años. Es decir, pensar en los primeros cinco o siete años y después pensar en el resto. Para pensar en ese futuro de los 20 años primero hay que tener un plan paso a paso, terminar de fortalecer las cuentas públicas para lo que hay propuestas y terminar de reorganizar el Estado provincial.

Todavía hay mucho espacio para la reorganización de un Estado más inteligente, también tenemos propuesta para eso, que tiene que ver con terminar con la digitalización de todos los trámites del Estado, meterle mucha más tecnología e innovación a la gestión pública y apuntar a áreas estratégicas del desarrollo de Mendoza.

Hay unas verticales que tienen que ver con los alimentos, con la energía, con la economía del conocimiento que ha crecido muchísimo. La economía del conocimiento ha crecido muchísimo en los últimos siete años y ya es tercera en exportaciones en Mendoza, en un rubro que hace 20 años no existía y ahora ya exporta casi un tercio.

Por ejemplo, un 33 35% son las exportaciones vitivinícolas, cuya industria ya lleva más de 100 años en nuestra provincia y este sector en solo 20 años ya es el tercero en exportaciones. Eso implica que tiene un gran potencial.

Y por último, turismo, un potencial de Mendoza que recién ahora estamos retomando con la cantidad de vuelos y de frecuencias que teníamos previo a la pandemia, más todas las obras que se están haciendo en la terminal de ómnibus y todos los refuerzos posibles para mejorar el sistema transporte terrestre, va a hacer que Mendoza esté en condiciones de recibir muchos más turistas por año y para eso hay que preparar toda la infraestructura de hotelería y de servicios, para que ese turismo tenga una buena estadía en Mendoza y esa estadía repercuta en ingresos para la provincia.

Una vez que estén esas verticales de desarrollo bien definidas, hay que hacer un plan de obras públicas provincial muy sólido que tenga base en educación, con reparación en nuevas escuelas puestas estratégicamente, que tenga base en infraestructura de caminos y en servicios de comunicaciones, como internet, por ejemplo.

Si en algunas zonas no se ha desarrollado el servicio es porque no es de interés de las compañías privadas, porque hay poca gente, entonces ahí va a tener que estar el Estado regulando y haciendo de nexo porque hay herramientas estatales.

Insisto, ARSAT tiene herramientas satelitales para llegar a todas partes del país que no se han desarrollado en Mendoza y sí se han desarrollado en Córdoba, en Santa Fe y en otras provincias que son de signo político distinto al nuestro.

Por ejemplo, Godoy Cruz tiene licencia ARSAT y tiene demorado un expediente para prestar el servicio de internet hace más de cuatro años, mientras que en Córdoba todos los municipios tienen la posibilidad de prestar servicio. Pero ARSAT no nos habilita.

¿No hay un funcionario mendocino en ARSAT?

Sí, es parte del directorio y la verdad, hemos tenido diálogo, pero no ha dado frutos.

¿Por qué? ¿Cuál es el motivo?

El motivo es político. No nos habilitan por motivos políticos, no hay ningún otro, no hay ninguna razón técnica.

Entonces, si nosotros logramos alinear los intereses del desarrollo económico y educativo de la provincia, con el desarrollo que tiene que tener nuestro país y las prioridades, que tienen que ser, inversión del gobierno nacional, provincial y local, ahí está lo que vos estás diciendo de un plan de desarrollo a 50 años.

Pero para eso necesitamos tener bases sólidas, necesitamos infraestructura, servicios, necesitamos hacer unos retoques al sistema educativo para preparar la educación para el mundo del trabajo.

Hay muy buenas experiencias pilotos. En Godoy Cruz estamos haciendo Edutec para primaria y ahora lo va a empezar a hacer otro departamento. Se está haciendo una experiencia de educación técnica muy buena también de manera piloto.

Ahí creo que 12 o 15 casos de escuelas técnicas están haciendo los chicos pasantía en empresas y que están trabajando fuertemente la inserción laboral de los chicos, para que de la escuela técnica ya salgan con una pasantía y con una inserción laboral al campo de la educación técnica.

Y bueno, finalmente, lo que nos falta es que esas experiencias se masifiquen y para todo eso hace falta recursos, y ese es un poco el desafío, tener un Estado inteligente, seguir haciendo reformas o modificaciones en función de estos objetivos, poner el desarrollo por delante, y prestar con tecnología el mejor servicio posible.

También hay que seguir con inversión tecnológica que se ha empezado en materia de seguridad, por ejemplo, con cámaras inteligentes de identificación facial, identificación de patentes, que todo eso esté disponible y que los centros que tenemos de monitoreo puedan sumar a los municipios y se pueden coordinar con los que ya tiene el Ministerio de Seguridad y unificar esos sistemas.

¿Se puede hacer eso? Porque hay que tener muchas cámaras y el Gran Mendoza no es una ciudad pequeña.

Si se puede. Ya tenemos muchas. En Godoy Cruz hay 300 cámaras lo cual es un buen número de cámaras para la prevención,

¿Cuántas cuadras cubre una cámara?

Bueno, depende, o sea, hay que ponerlas estratégicamente, pero, por ejemplo, una cámara cada 10 cuadras es una buena cobertura. Godoy Cruz tiene 3.600 manzanas, y 300 cámaras da que hay una cámara cada 10 manzanas, que es una cobertura interesante. Si a eso se lo coordina no solo en Godoy Cruz sino con el Gran Mendoza resulta ser mucho mejor.

Nosotros ya estamos trabajando en un observatorio de seguridad con todo el Gran Mendoza, estamos empezando a hacer propuestas para meterle esa tecnología y esa inteligencia al sistema. Algunas cosas ya han empezado a comprar el Ministerio de Seguridad, algunas cosas muy interesantes ya están haciendo con el tema de los drones y de seguridad en áreas rurales que está empezando a dar resultado. Y bueno, hay que seguir poniendo tecnología.

Otro ejemplo es el de la huella digital genética. Nosotros municipalmente avanzamos en que los empleados municipales que ingresan a partir de este año, tienen la obligatoriedad de dar su huella digital genética, como un requisito para ser empleado público.

Nosotros pensamos que ese requisito hay que trasladarlo a toda la provincia y sumarlo a los que ya tienen la obligación de dejar sus huellas genéticas.

¿Para qué sirve?

Para seguir acrecentando la base de datos de huellas genéticas y por una cuestión de seguridad, desde el punto de vista de seguridad vial, por ejemplo, si vos tenés un accidente y no tenés forma de identificar, con la huella genética en laboratorio genético en 30 minutos, sabes si vos estás en la base de datos o no.

Lo mismo, si hay un delito, si hay un crimen o hay cualquier tipo de situación que necesiten saber si la huella en un lugar de un crimen es tuya o de un delincuente, de esta forma lo podés saber rápidamente, y por último, que haya más gente en la base de datos hace también que se puedan resolver otros casos, como los que tienen que ver con abusos, con homicidios. Hoy tienen la obligación de dar su huella las personas que están cumpliendo condenas, los empleados del Servicio Penitenciario, los miembros de la Policía y las empresas de seguridad privada.

Creemos que hay que mejorar la normativa, poner mucha más cantidad de gente en la base de datos y eso nos va a permitir también resolver mayor cantidad de delitos. Hoy Mendoza tiene casi unos 35.000 datos cargados, es una de las provincias que más datos tiene en cantidad de habitantes y no todas las provincias tienen ese banco de huellas genéticas.

También hay un proyecto de ley para hacer que el registro de huellas genéticas sea nacional y eso va también, en esto va también en la agenda de varias provincias, y si tenemos gobernadores afines esto se puede poner una agenda federal y puede haber un organismo federal que maneje esa información y que no permite que haya desplazamiento del delito entre provincias, por ejemplo.

¿Cómo ves la elección nacional?

La elección nacional la veo compleja, en el sentido de que la elección de (Javier) Miley fue una elección bastante poco esperada por la clase política, expresó un voto bronca de la ciudadanía, un voto de disconformidad con los objetivos incumplidos con el gobierno nacional.

Y lo que particularmente me preocupa, es que eso se vuelque a una agenda de un populismo de derecha, lo cual es bastante peligroso para lo que tiene que ver con la defensa de instituciones de una república democrática.

Creemos que Milei es la peor opción porque va a un abismo del cual hay un retorno muy muy difícil, o mucho más difícil que en otro tipo de opciones.

Creo que ahí también hay que hacer una especie de culpa o reflexión acerca de las deudas que tienen los 40 años de democracia. Tenemos casi el 50% de la población bajo la línea de pobreza, una inflación insostenible de más de 120 punto, un país sin estabilidad monetaria o sea sin moneda prácticamente, y sin reservas en el Banco Central, con una problemática que ya conocemos con la exportación e importación de bienes y servicios y con una gran cantidad de temas pendientes, de lo que se llama la deuda social.

Seis de cada 10 niños son pobres y eso es una deuda social que hay que trabajar mucho para revertirlo ahora, ahora, si no hay prosperidad, si no hay crecimiento de las economías regionales y del sector productivo, es difícil que Argentina crezca como país y bueno, ahí es donde me parece que ahí es donde tiene que apuntar en los próximos cuatro años cualquier gobierno nacional, federalizar la agenda de gobierno, que Argentina sea realmente un país productivo que tiene todas las condiciones para hacerlo y volver a tener un protagonismo que tuvo hace un siglo atrás y que se perdió.

Te quería preguntar sobre la ruptura de Omar De Marchi con Cambia Mendoza. ¿Qué crees que pasó?, porque generó un arrastre inesperado. ¿Ha sido por un estilo de liderar el Frente Cambia Mendoza?

Creo que la mejor palabra que define a De Marchi es oportunismo. Lo ha demostrado a lo largo de su carrera política, cuando ha podido se ha acomodado en algún partido provincial, o en algún partido nacional y en seis meses lo hemos visto apoyar a más de dos candidatos a presidente.

Es una oportunista de la política y creo que lo que vio De Marchi fue, primero, el bajísimo grado de de adhesión electoral que tenía el PJ y que él lo vio como una oportunidad; y después, vio gente que tenía, por decirlo elegantemente, un nivel de convicción ideológica bastante bajo y bastante light como para llevar para su rebaño algunas de esas personas.

Y bueno, la combinación de un peronismo en decadencia con alguna gente que ideológicamente es bastante promiscua, que puede ir de partido en partido. hizo que armara La Unión Mendocina. Ahora, así como la armó, está escondiendo los candidatos de su lista.

Personalmente, no creo que tenga tanto volumen, si no hubiera presentado lista en los siete departamentos que adelantaron las elecciones, salvo por San Carlos en donde tiene una alianza con el gobierno local.

Creo que su oportunismo va a durar lo que dura de esta campaña electoral, que va a ser muy efímero y bueno, veremos qué piensa la gente el 24 de septiembre. Creo que las causas de esto son la decadencia del peronismo en Mendoza y haber encontrado gente que que le gusta cambiarse de camiseta, y De Marchi aprovechó ambas cosas.